Muchas empresas no conocen las ventajas de externalizar los servicios de limpieza de las oficinas. Contratar estos servicios a una empresa especializada tiene varios beneficios a nivel organizacional.

En algunos casos, la limpieza de la oficina la realiza un trabajador contratado por la empresa. Esto suele traducirse en un sobre coste fijo para la organización y, en la mayoría de las ocasiones, mucho más caro que externalizar los servicios de limpieza.

En este artículo, te contamos cómo puede ayudarte la externalización de la limpieza de tu oficina.

¿Por qué externalizar este servicio?

Como ya hemos comentado, externalizar la limpieza te puede ayudar a reducir costes. Las empresas ofrecen soluciones adaptándose al presupuesto del cliente y, en casi todos los casos, esto suele ser mucho más barato que tener un empleado en nómina que se encargue de esta tarea.

En lo referente a los costes, también te pueden ayudar a reducir el coste de los materiales consumibles de limpieza. Se acabó comprar los productos de limpieza y el papel higiénico: la empresa de limpieza te los puede proporcionar. Otra ventaja es que ya no tendrás problemas si el empleado se da de baja o se coge vacaciones.

Una empresa especializada, además, te puede ofrecer una solución personalizada para la limpieza de tu oficina, y en óptimas condiciones de seguridad. Es muy probable que el empleado no pueda limpiar por fuera de forma segura las ventanas en un edificio alto. La empresa de limpieza, sin embargo, sí cuenta con el equipamiento y la técnica necesarios para ello.

También pueden ofrecer servicios auxiliares que a lo mejor el empleado no es capaz de realizar. Por ejemplo, el mantenimiento de determinadas instalaciones o la ayuda en caso de mudanza.

En definitiva, la limpieza de la oficina es una tarea que es mejor dejar en manos especializadas.